Mina romana de Cueva del Hierro (a 7 km de las casas)

El principal atractivo de la población Cueva del Hierro es la visita a la Mina, que se realiza en pequeños grupos guiados y que permite conocer, de una forma sencilla e instructiva, la explotación minera. Este yacimiento de hierro, de origen prerromano, es el más importante de la provincia y dio lugar al nombre de la población.

En la mina existe un manantial que debió proveer de agua a los trabajadores, e incluso al pueblo. Son aguas “endurecidas” por los bicarbonatos que las gotas de lluvia disolvieron al impactar sobre las rocas calizas y sideritas del yacimiento. El especial ambiente del interior de la cueva y el contacto con el oxígeno permite la precipitación y el depósito de parte de los carbonatos disueltos. Las estalactitas del techo, estalagmitas del suelo y coladas de las paredes son la consecuencia de ese depósito.

La antigua Casa de Máquinas, situada en los exteriores de la mina, ha sido restaurada y en ella hay un Centro de Interpretación de la Minería.

La Ruta Espeleológica recorre las galerías de la Mina (acompañado por un monitor), tal y como fueron dejadas por las labores de explotación, en la antigüedad. El recorrido se realiza por galerías mineras mucho más pequeñas que las que se visitan en la Mina. La actividad tiene una duración de entre 2 y 3 horas, en grupos reducidos, y se facilita todo el equipo necesario para el desarrollo de la actividad.